Otro punto más

Por Pedro Armendáriz

Valioso punto el sumado por en su visita a Elche, al empatar sin goles un encuentro en el que pudo ganar tranquilamente si llega a materializar sus ocasiones, pero también es cierto que pudo perder, errando incluso los locales un lanzamiento desde los once metros.

Con un planteamiento similar al de jornadas anteriores, y con los cambios obligados de Torres y Lolo por los lesionados Puñal y De las Cuevas, los rojillos salieron con una mentalidad diferente a la de encuentros como Granada o Villarreal, en los que si sales a empatar acabas perdiendo en la mayoría de los casos. Esas ganas de ir a por la victoria, se tradujeron en superioridad, sobre todo por la banda izquierda. Primero fue Oriol Riera de cabeza, más tarde Lolo y después Torres o Cejudo los que llevaron el peligro a la portería de un sobresaliente Toño, mientras que los locales creaban peligro especialmente en saques de esquina o faltas laterales.

La segunda mitad comenzó como la primera, con ocasión para los navarros, pero en el minuto 16 ,a mi juicio, un inexistente penalti de Arribas sobre Manu del Moral fue errado por el ex rojillo Corominas desaprovechando la oportunidad de poner a los suyos por delante. No sabemos si esta jugada expolió a los de Escribá, pero a partir de ahí las fuerzas se igualaron, por lo que Javi Gracia, en una decisión inteligente, optó por dar más músculo al centro del campo y aguantar así el punto con la entrada de Raoul Loe.

Un punto más hacia el objetivo final, con la buena noticia de ganar el goal-average a un rival directo como el Elche significando a final de año estar por delante en el casillero en caso de empate. Destacar la actitud con la que el equipo salió a disputar los noventa minutos, luego las ocasiones pueden entrar o no, pero de lo que nadie duda que los navarros hicieron todo lo posible por traerse los tres puntos a Pamplona.

A partir de ahora no se puede bajar el pistón en ningún momento, ya que si lo haces vuelves a estar con el agua al cuello y no es nada conveniente. Quedan catorce jornadas en las que no se puede regalar absolutamente nada, ya que, como decía la semana pasada, la mayoría de los partidos se decantan por el mínimo error, por lo que también pedimos y deseamos que los colegiados no nos den nada, pero tampoco que nos quiten. Si el Elche llega a transformar el penalti, seguramente ahora estaríamos hablando de otro desenlace de partido.

La semana que viene toca recibir a uno de los líderes y que mejor temporada está realizando, el Atlético de Madrid,  el equipo de Don Raúl García, que está demostrando ser el pedazo de jugador que no le dejaron sacar años atrás. Desde la Regadera no firmamos ni el empate, porque con la actitud y ganas del viernes, se puede vencer a cualquiera, por eso ahora más que nunca ¡¡¡AUPA OSASUNA!!!

Imagen | EFE

Deja un comentario