Domingo de pasión


Por Pedro Armendáriz

Paso de gigante rojillo hacia la permanencia, al derrotar al Valladolid en su campo por 1-3, tras comenzar perdiendo el encuentro por un autogol de Rubén. Dos tantos de cabeza en la segunda mitad de Kike Sola y otro de De las Cuevas, sirvieron para poner justicia en el Nuevo Zorrilla, donde demostró que su sitio está en la .

Después de unos primeros instantes de partido en el que reinó una igualdad absoluta, en el minuto 11, Rubén, tras una falta de entendimiento con su guardameta, desvió a su propia portería un centro sin apenas peligro, para dar ventaja a los locales. Osasuna trató de despertar con alguna tímida llegada, pero fue Óscar solo ante Andrés el que estuvo muy cerca de marcar, salvando una vez más el murciano a su equipo. Manucho también hizo lucirse al cancerbero, pero fue Nino el que minutos antes del descanso falló un gol cantado.

Tras el descanso, Mendilibar dio entrada a Oier y Puñal por Damiá y el lesionado Arribas respectivamente, de manera que Lolo pasó al centro de la zaga, dotando así al equipo de más carácter y posesión del balón. Ejerciendo una gran presión sobre su rival, Osasuna, con dos remates de Kike Sola en apenas diez minutos, dio la vuelta al marcador dejando muy tocados a los pucelanos. Los de Djukic apenas pudieron elaborar jugadas de ataque, y no pisaron con peligro el área defendida por los navarros, por lo que fue De las Cuevas en el minuto 69 el que puso el definitivo 1-3 en el luminoso.

Victoria justa de los rojillos en el primer partido de la temporada que consiguen puntuar después de haberse adelantado el rival en el marcador. Esta vez Oier no jugó por detrás del delantero, lo hizo en el lateral tras una incomprensible suplencia. El técnico optó por poner un planteamiento más lógico y puso a Nino junto al de Cascante.

Dentro de la euforia por los tres puntos, también conviene recordar que si un brillante Andrés Fernández no hubiera hecho las paradas que hizo con 1-0 en el marcador, con unos fallos tremendos de la zaga rojilla, el resultado pudo haber sido muy distinto. Pero esto es el y por fin la suerte estuvo del lado de los navarros.

La semana que viene toca recibir a un Espanyol que desde la llegada de Aguirre ha ido escalando posiciones en la tabla y tiene ya media permanencia en el bolsillo. Si se sigue la actitud del domingo pasado, los éxitos llegarán seguros, así que ahora y más que nunca: ¡¡¡AUPA OSASUNA!!!

LA OTRA LIGA

En el resto de la jornada cabe destacar los empates de Barcelona y Real Madrid ante Celta y Zaragoza respectivamente. Ambos equipos, con una liga más que decidida, están más pendientes de Europa que del campeonato nacional, pero se olvidan de que hay muchos equipos con algo en juego a los que les puede repercutir su “relajación”.

El Atlético de Madrid no pudo beneficiarse del tropiezo de sus vecinos y empató a uno con el Valencia, al igual que la Real Sociedad que lo hizo a dos con el Espanyol, mientras que el Málaga fue el único de arriba que logró vencer al hacerlo por 1-3 frente al Rayo Vallecano.

El Betis volvió a protagonizar otro empate en esta jornada contra el Getafe a cero, mientras que Levante y Athletic vencieron por la mínima e idéntico resultado a Sevilla y Granada respectivamente.

Imagen | EFE

Deja un comentario